Cirugía Láser Excimer para defectos refractivos

láser excimer

¿Qué es el láser Excimer?

En nuestra clínica contamos con el láser más moderno del mundo, el láser excímer MEL 90 de Zeiss, la tecnología que usamos los oftalmólogos para la corrección de los defectos de refracción del ojo, es decir, para corregir la Miopía, Astigmatismo e Hipermetropía con la máxima precisión y rapidez.

Se trata de un láser de última generación que es el más avanzado y seguro del sector. En la actualidad, esta tecnología sólo está disponible en 6 clínicas de todo el país. Esta tecnología incorpora todos los avances técnicos y científicos para el tratamiento y la recuperación de diferentes errores refractivos, pudiendo tratar también la presbicia o vista cansada. 

Las mejoras del láser excimer son:

  • Mejor control de los movimientos oculares (con una cámara que capta 1.050 imágenes por segundo del ojo).
  • Mayor seguridad para el paciente durante la intervención gracias a un sistema de homogeneización de la atmósfera alrededor del ojo.
  • Mayor rapidez (velocidad de 500 hz) de la intervención, que dura apenas unos segundos por cada ojo.
  • Menos invasivo (consume menos tejido durante el tratamiento)
  • Recuperación casi inmediata
  • Sin ningún tipo de efecto secundario.

La cirugía con Láser Excimer para defectos refractivos está indicada para todas aquellas personas, mayores de 18 años, que quieran ver bien sin necesidad de usar sus gafas o lentillas. La investigación científica nos dice que, en este tipo de intervenciones, la utilización de este láser mejora sustancialmente los resultados para el paciente, y lo hace además de forma más rápida y fiable.

Es un paso definitivo para solucionar los problemas de miopía, astigmatismo, hipermetropía y presbicia.

Antes de la cirugía con Láser Excimer: la consulta preoperatoria

  1. El paciente portador habitual de lentes de contacto que esté interesado en someterse a cualquier tipo de cirugía refractiva, debe cesar el uso de las mismas varios días antes de acudir a la consulta preoperatoria. La duración de este periodo de tiempo es variable en función del tipo de lente de contacto que use y será nuestro personal el encargado de hacérselo saber al solicitar la cita previa.
  2. Tras esto, gestionaremos su cita. En esa primera visita, llevaremos a cabo medidas de parámetros oculares tales como la curvatura o el grosor de su córnea (paquimetría corneal). Además haremos pruebas de valoración de la calidad y cantidad de lágrima para saber si el paciente es candidato a someterse a cirugía refractiva láser o por el contrario, recomendarle otra técnica quirúrgica que sea más conveniente en su caso.
  3. Otra prueba fundamental es lo que comúnmente llamamos “dilatación pupilar”. Esta prueba tiene un doble objetivo: valorar la retina y conocer la graduación del paciente sin la influencia de la acomodación. Este último dato es muy importante en pacientes jóvenes, que estén compensando parte de su graduación y así saber si la misma es estable o no.
  4. El siguiente paso consiste en asegurarnos de que el paciente entiende en qué consiste la técnica quirúrgica que llevamos a cabo y los objetivos que pretendemos alcanzar. Además de las indicaciones preoperatorias y del protocolo de visitas posoperatorias.
  5. Una vez el paciente ha resuelto sus dudas, podemos fijar la fecha para proceder a la intervención. Ya que la intervención se realiza en nuestro centro, la oferta de posibles fechas disponibles es muy amplia.

¿Cómo se realiza la cirugía con Láser Excimer?

Nuestra técnica quirúrgica de referencia es 100 % láser, sin ningún tipo de corte. Además contamos con la tecnología más avanzada, el láser MEL 90 de Zeiss.

La anestesia que se precisa en tópica, en gotas. Y el tiempo de actuación del láser es, en la mayoría de los casos, menor de veinte segundos por ojo.

Este láser posee un mecanismo muy seguro llamado eye-tracker que sirve para controlar el movimiento ocular, de esta forma nos aseguramos de que el tratamiento se lleva a cabo de la forma correcta y con todas las garantías.

¿Qué ventajas ofrece la técnica 100% láser? Es la menos invasiva y supone menos riesgo para la córnea. Además es de la que se espera un resultado visual más estable por más tiempo.

¿Qué resultados podemos esperar de la cirugía con Láser?

  1. El usuario elimina sus dioptrías.
  2. La recuperación posoperatoria conlleva molestias mínimas. Lo único que sentirá el paciente tras la intervención será sensación de lagrimeo o escozor.
  3. Estamos hablando de una intervención muy segura, con un alto grado de precisión y eficiencia. Lo cierto es que es un procedimiento que cuenta con un gran número de pacientes intervenidos en todo el mundo.

Testimonio cirugía con láser excimer