¿Qué es una Inflamación Aguda de las Glándulas del Párpado? Causas y Tratamiento

Inflamación Glándulas del Párpado

Las funciones principales de los párpados son la protección del globo ocular y el adecuado mantenimiento de la película lagrimal. En la parte externa de los párpados se encuentran las pestañas, en cuyo folículo desembocan las glándulas de Zeiss y de Moll. Aunque para la mayoría de nosotros son desconocidas, estas glándulas no por ser pequeñas dejan de ser importantes.

De esta manera, una infección o inflamación aguda de las glándulas del párpado puede tener diferentes causas. Las más comunes suelen ser:

  • Un desarrollo anormal de las bacterias acumuladas en la zona de los ojos en forma de celulitis.
  • Una reducción o transformación en la producción del aceite cutáneo que se encuentra presente de forma natural en los párpados.

Cuando la enfermedad infecciosa o inflamatoria afecta únicamente al borde del párpado y este se muestra algo enrojecido e hinchado, hablamos de una blefaritis. El paciente que padece blefaritis puede sufrir escozor y lagrimeo y, en algunos casos, pequeñas escamas cutáneas que indicarían que se trata de una blefaritis seborreica.

Por otro lado, cuando dicha inflamación o infección aparece junto a una tumoración, podemos decir que estamos ante la presencia de un orzuelo. Un nódulo interno con pus de tamaño variable, duro y, en ocasiones, doloroso.

En ambos casos, la infección o inflamación puede provocar secreciones de tipo acuoso o viscoso y presentarse en el párpado inferior y superior simultáneamente, dificultando así la apertura del ojo.

Tratamiento de una inflamación aguda de las glándulas del párpado

La inflamación aguda de las glándulas del párpado es una enfermedad muy común que afecta a muchos de nuestros pacientes. De hecho, gran parte de la población la ha padecido en algún momento de su vida.

Aunque el tratamiento de estas infecciones es sencillo, no todas las inflamaciones agudas de las glándulas del párpado son iguales. El tratamiento a seguir para su curación dependerá del lugar concreto donde se encuentren. Lo que sí es importante es que el paciente no utilice medicamentos por iniciativa propia para no correr ningún riesgo.

Tampoco podemos olvidar que muchos pacientes pueden volver a padecer este problema si no llevan a cabo una correcta limpieza y otras rutinas de tratamiento pautadas por su oftalmólogo.

Resulta fundamental mantener una higiene adecuada durante todo el tiempo que dure el tratamiento, así como de forma posterior a su cura. De este modo conseguiremos prevenir su aparición en futuras ocasiones.

Si crees que puedes padecer este problema ocular u otro semejante, puedes ponerte en contacto con nuestra Clínica Oftalmológica de Murcia rellenando el formulario que encontrarás en esta página. Nuestro equipo se pondrá en contacto contigo y realizará una revisión oftalmológica completa a fin de aportarte la mejor solución para el cuidado de tu salud visual.

CategoríasSin categoría